DISCUSIÓN ABIERTA [Foro] Foros DISCUSIÓN ABIERTA [Foro] Diferencia de tiempo entre oídos… Respuesta a: Diferencia de tiempo entre oídos…

Juan AllendeJuan Allende
Moderador
Número de entradas: 312
Queridos todos. 
 
Os envío lo que publiqué en el Gramma 56 (década anterior) en julio del 2004. Y casi de inmediato, el prof Silvio Lena. que como socio de honor recibe Gramma. me envió otro artículo en el que corroboraba lo que apunto aquí utilizando estadísticas diferenciales germánicas.
 
 
Tiempo, Cerebro y Escritura
 
Por el Prof. Juan Luis Allende del Campo 
 
Tras el artículo sobre el Espacio en la Agorafobia me ha sorprendido que algunos socios preguntasen por las medidas de los márgenes. Como creo ya suficientemente relativizada la concepción del Espacio, y dado que otros de los temas recidivantes es el de velocidad escritural en el sentido de letras por minuto, voy a enfocar el aspecto Tiempo: primero, el genérico y, segundo, en relación a los hemisferios cerebrales y su acción sobre la escritura.
 
Acerca de la noción de Tiempo.
Denominamos tiempo o determinación del tiempo a la concepción posicional del ser humano respecto al decurso de los acontecimientos de su entorno. El tiempo físico como continuo que se proyecta hacia el futuro y se aleja del pasado es consecuencia de la existencia de acontecimientos en el espacio. Para cada especie animal este decurso varía (incluso a nivel sensorial). Para la especie humana el tiempo interior mínimo (momento específico) es de 1/18 segundos. 18 vibraciones por segundo en el aire se oyen como un sonido nuevo o nota musical más grave que nuestra especie puede percibir. 18 golpecitos por segundo se perciben como una presión continua. Dieciocho fotogramas por segundo dan sensación de movimiento en el cinematógrafo. Si a un individuo le proyectan en una pantalla un punto de luz verde y, de inmediato, otro rojo durante 20 milésimas de segundo, él declarará haber visto un punto amarillo (los ha percibido al tiempo, no sucesivos). El pez llamado luchador del Siam posee uno de los signos moménticos más rápidos (1/50 segundos); los caracoles uno de los más bajos (1/4 segundos).
 
Tiempo y cerebro.
La glándula pineal (derivada de un tercer ojo rudimentario de los reptiles de la Era Primaria y en la que algún filósofo quiso ver la sede del alma) produce, durante el periodo de luz, la enzima N-acetiltransferasa que cataliza la síntesis de la melatonina: hormona que proporciona el mecanismo control del tiempo, y que regula el sueño, (correlaciona negativamente con la serotonina: ésta, al revés, presenta niveles altos durante la iluminación y bajos durante la noche).
 
En ratas sacrificadas tras un período de iluminación constante, la glándula pineal pesa un 25 % menos. Su extirpación en gorriones elimina el ritmo normal circadiano de actividad locomotriz. (También los ojos intervienen como fotorreceptores: son ellos los que aperciben a las aves a aparearse cuando aumenta, en primavera el periodo de luz).
 
Origen biográfico de la noción del tiempo.
Según Piaget (1949), en el niño el concepto de tiempo nace de aspectos vitales que reflejan procesos de sucesión: la asimilación de los cambios exteriores a las propias acciones (desplazamientos físicos, movimientos en el espacio o internos ­acciones simplemente esbozadas, anticipadas o reconstituidas por la memoria), Voyat subraya la comprensión por el niño de las relaciones velocidad-distancia. El tiempo psicológico sería la relación entre el trabajo hecho y la actividad, fuerza y rapidez de la acción.
 
Tiempo socio – cultural.
Aparte de las bases biológicas, el tiempo humano actúa en función de la idea de META (y ésta tiene una fuerte Influencia socio-cultural). En Bali, por ejemplo, en que no existe la noción espacial norte-sur (el sol calienta por igual en toda la isla) pero sí la de arriba-abajo (no es un terreno llano por igual); allí, y en los alrededores de Guillín, el adulto vive muy a fondo el momento presente, no esperando nada, puede soportar indefinidamente cualquier desarreglo en las ocupaciones (en un presente indefinido que no conduce a ninguna parte).
 
Tiempo y valoración.
No Sólo cambia en el ambiente socio-cultural o con la edad (es sabido que cuanto más anciano se es, más deprisa parece correr el tiempo) sino en aspectos biológicos de otra índole: drogas o patologías. El tiempo del depresivo parece detenido en el ayer, el del maníaco se le fuga con su Yo enormemente acelerado.
 
Ciertas drogas como la mescalina, el opio o la LSD-25 han mostrado que la experiencia de la duración se alarga o se acorta según la sustancia empleada.
 
En situaciones y personas normales sabemos que, aún entre quienes conviven en el mismo hogar, hay diferentes tiempos (ya en la manera de perderlo o utilizarlo).
 
El mismo lapso de tiempo se dilata o abrevia subjetivamente según el interés de su contenido.
 
Einstein definió humorísticamente su teoría de la relatividad: un segundo parece una hora al lado de una persona desagradable; una hora, un segundo junto a alguien que te agrada.
 
Realmente, aún siendo esto cierto, luego la memoria juega al revés: el tiempo larguísimo que has pasado en vacío por una enfermedad se acorta y psicológicamente se agranda el minuto citado por Einstein.
 
Tiempo e investigación psicológica.
Cito a José Luis Pinillos: «la investigación psicológica ha acentuado los aspectos métricos experimentales del problema con mayor insistencia que los restantes con lo que aunque ganen en precisión pierden relevancia, alcance explícito y profundidad respecto a la temporalidad humana».
 
¿Hablamos de número de letras por minuto o lo dejamos para mejor ocasión?
 
Ni siquiera está comprobado que seamos capaces de comprender, asimilar, idear y reaccionar a la misma velocidad, en el mismo momento, ante un evento diferente.
 
Yo, por ejemplo tardé un año en caer en la cuenta, grafológicamente, de lo que podía estar pasando en las anoréxicas. Hubo algún “ maestro “ que, tras leerlo, tardó un mes en asimilarlo y llevarlo a televisión sin citar el origen; yo comprendí, en un segundo, que los papeles habían cambiado : yo había pasado a ser Maestro del maestro.
 
«¿Qué objetivo perseguimos cuando miramos el reloj? ¿Para qué lo miramos?», termina Pinillos. Dejó el tema de motivación (una vez más para el futuro).
 
Hay gente que cuando le entran ganas de hacer algo se sienta y espera a que se le pasen: después queda agotado.
 
Hemisferios Cerebrales y concepción temporal (notas recopilatorias)
 
Hemisferio izquierdo
– Inteligencia lógica y razonamiento
Funciones de análisis
Pensamiento lineal y digital
Interpretación del entorno
Cálculo (habilidad numérica)
Noción del tiempo
«Habilidad científica»
El hemisferio verbal
Lenguaje hablado
(sintaxis – gramática)
Lectura
Escritura
 
Hemisferio derecho
– Magnitudes lógicas
Pensamiento analógico
Simbolismo – intuición
Imaginación – perspicacia
 
– Noción del mundo en conjunto
Visión del conjunto
Holística
Intemporalidad
 
– Orientación espacial
Percepción tridimensional
Percepción de las formas
 
-Música – sentido musical
Sentido estético
 
-Expresión  gráfica
Formas de expresión arcaica
Sentido del olfato
 
Características del sujeto con neto predominio del Hemisferio Izquierdo
Carácter:
 
Falta de espontaneidad; controlado, tiende a ser demasiado serio.
 
Cognición:
Predominio de pensamiento deductivo con inclinación hacia la rigidez y atracción por modelos conceptuales inflexibles.
 
Amor:
Los sentimientos de amor no se ven “corrompidos” por la pasión y se justifican mediante un llamamiento a la razón y la lógica. Las relaciones suelen estar gobernadas por principios, deberes y obligaciones. Aunque estos pueden no ser el motivo real del afecto, son una exposición razonada y necesaria de un comportamiento que jamás podrá ser aceptable en el nivel puramente emocional.
 
Sexo:
Tiene lugar dentro de una relación legítima, generalmente estereotipada, de acuerdo a reglas convencionales, relativamente carentes de imaginación según las cuales las variantes son admitidas con desagrado. Sin embargo, pueden ser el fingimiento de fantasías sexuales inaceptables, bajo circunstancias controladas como, por ejemplo, en una casa de prostitución.
 
Ansiedad:
Aparece siempre que la persona se ve enfrentada a cuestiones que desafían la lógica o cuando se halla en una situación en que lo irracional parece imponerse como «modus vivendi»: esta persona tiende a mostrar fobias ante situaciones sociales en las que existe una fuerte impresión de espontaneidad y una posible pérdida de control emocional.
 
Depresión:
Aparecerá tarde en la vida, hacia el periodo degenerativo, a causa del fracaso de la lógica y la razón para poder cumplir plenamente sus promesas. En algún momento, durante la mediana edad, la persona se encontrará convertida en un desierto espiritual y de creatividad, lleno de sentimientos de vacuidad.
 
Psicosis generalmente paranoide:
Cuando se da, existirán proyecciones de procesos primarios inconscientes y reprimidos, especialmente de naturaleza sexual.
 
Tipo somático:
Formas fuertes, sólidas, duras, rígidas.
 
Patología física:
Posibles problemas ósteo-articulares y en zonas del aparato locomotor.
Trastornos en el sistema digestivo sólo en un aspecto muy secundario.
 
Temporalidad más estática. Puntualidad, tradicionalismo.
 
Grafología (Figura 1)
•    Predominio de la Forma sobre el Movimiento y, en segundo lugar del eje vertical sobre el horizontal
 
 
•    Formas bien estructuradas con tendencia a las escrituras Esmeradas, Estudiadas y Pedante.
•    Inclinación tendente a Rígida.
•    Buena presión (Engrosada I).
•    Astas Rectas.
•    Buena organización del marco espacial (márgenes). Escritura cuidada. Firma congruente.
•    Embellecimiento secundario de las formas.
 
Nota:
Dentro del predominio «Forma», en la que siempre es notoria la avidez de dinero (de una u otra manera) he detectado dos subgrupos:
 
a)  El caracterizado más por el «Orgullo» (intelectual o de otro tipo, pedantesco o no) en que lo más notorio es el predominio del eje vertical (para éstos, sólo muy en 2º término, es el dinero un móvil, aunque es muy notoria su ahorratividad).
 
b)  El caracterizado ostentosamente por el predominio «Forma» (escritura «Esmerada», «Estudiada», «Pedante», etc.): aquí el afán de posesión (sobre lo económico) es el más evidente.
 
Mientras que en el subgrupo a) la economía se transluce pronto, no es un elemento agobiante; en el b) se ve el móvil, a poco perspicaz que se sea, de inmediato; aún dentro de su deseo de aparentar y guardar las formas si tú tocas el punto económico, la exageración en la negación de ese objetivo deja ver lo contrario.
 
Características del sujeto con neto predominio del Hemisferio Derecho:
Carácter:
 
Inestable, impulsivo; demasiado espontáneo; a menudo explosivo y vehemente.
 
Cognición:
Predominio del pensamiento inductivo, con tendencia hacia estructuras inadecuadas y la pérdida de la organización cognitiva.
 
Amor:
Las vicisitudes del amor están, en parte, gobernadas por consideraciones ultraterrenas (una lectura astrológica desfavorable para una relación podría dar al traste con ellas).
 
Sexo:
Caben dos posibles cursos diferentes:
1   Comportamiento sexual altamente impredecible, espontáneo, polimorfo, como respuesta más a las llamadas de voces interiores que a la realización de una intimidad madura o al interés por las necesidades de la otra persona.
2   Total renuncia a estas inclinaciones que por otros motivos han mostrado ser inaceptables; en mucho caso el celibato puede ser adoptado en diferentes grados incluso como compromiso para la vida (sacerdotes o monjas con serios conflictos sexuales reprimidos, a veces).
 
Ansiedad:
Será provocada por situaciones en que hay gran demanda de razón y de lógica.
Tenderá a mostrarse ansioso con personas que le exijan regularidad y rutina como parte importante de la relación.
 
Esto será especialmente cierto en situaciones laborales entre patrón y empleado, así como en situaciones interpersonales íntimas como el matrimonio.
 
Depresión:
Viene, también, en la mediana edad. Proviene de la incapacidad para incluir adecuadamente la lógica y la razón en el proceso creativo de producción de una obra de arte integrada, equilibrada y acabada.
 
Psicosis (generalmente paranoide):
Proyección de las propias dudas respecto a la creatividad sobre un mundo, en general conservador, que si bien le es realmente desfavorable, es sentido con mucho más peligrosamente hostil y amenazador de lo que es en realidad para su comportamiento, ideas y creaciones particulares, poco convencionales.
 
Temporalidad más dinámica. Menor puntualidad. No tengo contrastado ningún tipo somático concreto.
 
Grafología (Figura 2).
 
•    Escritura netamente talámicas: invasoras, arrolladoras, ocupación integral del folio con poco espacio entre palabras ( no en este ejemplo ) y líneas.
•    Margen derecho ausente.
•    Escritura horizontal o ascendente, lanzada, etc.
•    Predominio movimiento (sin necesaria destrucción de la forma: este tiende a mantenerse). Movida, etc.
•    Caben los enrollamientos, los bucles, etc.
•    Jambas importantes.
•    Astas cóncavas.
 
«Cuando me hablan de la aceleración del Universo yo pregunto: ¿Hacia dónde?» Si me contestan «Hacia fuera» interrogo ya, en vano: «¿Hacia fuera de qué?».
 
Anotaciones finales respecto a los márgenes
 
Como quiera que las preguntas recibidas a que aludí al principio hayan sido varias (y provenientes de diversas zonas de España), concreto:
 
La pregunta ¿Cuándo es grande el margen? suscita, de inmediato la contra pregunta ¿grande para qué? ¿En quién? ¿Cuánto y dónde? (cierto que en la referencia que hice al ADEG en la Editorial N° 54 decía que cabía una metodología respecto a los márgenes, pero no dije nada de que esa metodología implicase unas normas estáticas).
 
A – Respecto al margen derecho
 
1.  La presencia (respeto) de ese margen en una escritura inhibida, frenada, etc. es un inconveniente añadido SIEMPRE* Para una escritura Invasora, Precipitada, Lanzada, habría que recomendárselo un poco (sin olvidar que el margen derecho e izquierdo interactúan).
 
2.  Observaciones a tener en cuenta (que puedan confundirnos en su apreciación y/o evaluación).
 
a)  Los fantasmas imposibilitan (porque Interfieren) que podamos hablar de orden-desorden en las cosas.
 
b)  Si el texto es corto y hay muchos puntos y aparte pueden dar sensación de irregularidad sin serlo.
 
e)  El margen derecho tipo ordenador nos explica, por sí mismo el motivo de irregularidad, con lo que hay que olvidar el desorden en las cosas y respecto a que lleguen o no a las últimas consecuencias hay que decir que sí, pero no lo hará con ello implica romper relaciones establecidas.
 
B – Respecto al margen izquierdo
 
1.  Cuando es irregular (ruptura traumática con el pasado, activa todavía) intercepta la evaluación del orden-desorden en las ideas. He visto personalmente casos de sujetos que pueden considerarse el máximo del orden y del método y el margen izquierdo está interferido por el desorden emocional respecto a un pasado aún no superado.
 
2.  Respecto al margen inferior, lo que presenté en Bruselas como una deducción o intuición (qué más da) lo vengo confirmando desde entonces. La persona (sobre todo si sabe grafología clásica y le escribe a un grafólogo) que apenas deja margen arriba (o falta por completo) y deja margen abajo antes de pasar a la página siguiente, nos quiere enredar de alguna manera.
 
«El tiempo, el espacio y la casualidad no son más que metáforas del conocimiento con el que interpretamos las cosas. Una ley de la Naturaleza no es algo que  conozcamos en sí, sólo en sus efectos, esto es, sólo en relación con otras «leyes de la naturaleza». En todas ellas lo único que conocemos es lo que aportamos: el tiempo y el espacio, esto es, relaciones de sucesión y números». Nietzsche, El libro del Filósofo.
 
—————————————-
 
Bibliografía
ALVARADO, R. El tiempo en los seres vivos. Cronobiología.
PINILLOS. J. L. El estudio psicológico del tiempo.
HAMMER; L. Psicología y medicina china.
ALLENDE, J. L. Grafopsicopatología
DETHLESEN T. y DALKHE R, La enfermedad como camino.
 
GRAMMA
Revista de Grafología y Ciencias Humanas
Asociación Grafopsicológica de España.
 
 
NOTA. Agradecemos compartan este coloquio por cualquier medio…
 
 

Abrazo

JUAN LUIS ALLENDE DEL CAMPO
Maestro | Lic. Derecho | Grafólogo | Grafopatólogo | Escritor | Redactor | Científico | Investigador | Presidente | Director | Congresista | Miembro de honor

@asociaciongrafopsicologica.com
@sencillezyorden.es/revistas/revista-gramma
@sencillezyorden.es/users/juan-allende/favorites

LIBROS ESTRELLA:
@sencillezyorden.es/libros-estrella/grafologia-agresividad-y-autoestima
@sencillezyorden.es/libros-estrella/grafopatologia-cerebral-y-organica
@...Espacio Movimiento y